30 septiembre 2013

Tres (esto es entre ella y yo)


Más de mil noches, antes de apagar la luz de mi lámpara, he deseado fervientemente que nada malo te pase, que nada ni nadie te lastime y, a pesar de no tener una madre perfecta, sientas que haría hasta lo imposible por hacerte la niña más feliz del mundo. Y en ese camino voy.


Serán tres años desde aquella madrugada en el hospital, en donde octubre se volvió amor, milagro quizás, esperanza. La medición del tiempo me parece absurda; sin embargo, cuando sientes que tantas horas de ternura y afecto pueden suspenderse en el recuerdo, tratas de ordenarlo todo para que no se te escape ningún momento bonito.

Perdona si este texto no es lo que esperabas, a veces pasa que quieres decir tantas cosas a la vez y te bloqueas, las palabras se traban, no salen, nada de lo que ponga aquí podría ser un Feliz cumpleaños que mereces. 

Me disculpo por no darte todo eso que te quiero brindar, sabes que me disculpo por más. Algunas elecciones en mi vida no fueron adecuadas, y no sabes el hondo pesar que me provoca, pero en todo lo malo siempre hay una luz, un tinte bonito, que en este caso sería ella, quien siempre reza por tí, y me dice que desea que todo me salga bien, sobre todo por tí, sé que llora por muchas cosas y aún así se enjuga los ojos, compra lo necesario y te viene a ver, tu abuela es una madre maravillosa, pero a veces de madres maravillosas salen hijos pésimos. Eso lo entenderás cuando seas grande. 

Lo bonito también es tu tía abuela, que se ha preocupado tanto, y te quiere inmensamente, a pesar que le quitaste el centro de atención por nacer el mismo día que ella, pero vamos que tu risa la emociona y el poema que le recitas casi la hace llorar. 

Lo bonito de tus tres años es que ya identificas a la gente que te quiere y te vas dando cuenta que su cariño crece más con el pasar del tiempo. Si algún día lees esto, quiero que lo sepas, te queremos mucho, por mi parte sabes que te amo.

Dejo una promesa virtual: me reivindicaré, ahora que te gustan las fiestas infantiles te prometo que las que siguen serán inolvidables, vendrán los cuatro, quince, y pronto cumplirás dieciocho y no me daré cuenta, recordaré este año que cumples por tus sonrisas, tu llanto, tus posturas de niña imitando a la profesora, de la diversión que es para tí pintar con témperas, del encanto mágico que te resulta la palabra Tarea, seguro que en la secundaria ni te acordarás.Espero que me recuerdes con amor.

Tu mami.

PD1. No sé si el blogspot se mantendrá si habrán multimemorias de hiper gigas que podrán conservar este post hasta que tengas 20 o 30 años . Lo lanzo al ciberespacio!!!




9 comentarios:

Eduardo Rodríguez dijo...

Hola Ego Sum, linda carta a lo más hermoso que puede tener uno, una hija. Yo tengo una hija y he sentido muchas de las cosas que aquí tan bien describes y como volando se pasa y se pasa el tiempo. Hoy mi hija tiene 13 años y pronto cumplirá 15. La amo como no tienes idea (a ella y a mi otro hijo que tiene 2 años 8 meses) y hacemos cosas juntos, compartimos música, etc. Aunque a esta edad es un poquito difícil pero siempre trato de compartir con ella algo.
Yo también le escribí una especie de carta en mi blog. Lo encuentras aquí
http://eduardounalm.blogspot.com/2006/10/para-gabriela.html
Un abrazo.

Pd.- Ya se viene el Social day (antes era el Blog Day), puedes inscribirte para dar a conocer tu blog.

Asae Nunt dijo...

onde me inscriboooo!!!
Ya tiene 15 años? seguro ya pasaste la edad del "Papà hasta acá no más acompáñame ahora voy sola" jajaja
Nooo, que mi hijita linda sea monja... Ay!

Asae Nunt dijo...

Oe no soy Cògito Ergo Sum jajajaj soy Asae Nunt... las letras intercambiadas de mi nombre.

Leí tu post, muy bueno. Te dejé un comment.

Abrazos de madre a padre, los hijos nos hacen crecer como personas... y nos hacen descubrir el tipo de seres humanos que podemos llegar a ser. :-D

Eduardo Rodríguez dijo...

jajaja no me acordaba tu nombre o tu nick, como no has posteado últimamente. Ya me quedó la intriga de tu nombre (letras intercambiadas, lo tomaré como reto para adivinar).
Mi hija tiene 13 años y como sabrás ya no quiere salir con nosotros. Ahora sale con sus amigas (siempre vigilada por supuesto), es hincha de la música, baja canciones de internet. Está con toda esa moda, así que ya sabes prepárate para lo que tienes que afrontar jejeje.
Este es el social day.
Hay varias pestñaas arriba "registra tu blog" y "vota por un blog". Es la primera vez que participo y he registrado mi blog no para tener mayor cantidad de votos, sino porque es una ventana para que otros conozcan tu blog. Definitivamente yo no hago campaña. Otros amigos que tengo en el blogger hacen camapaña, misma campaña presidencial. Ahí también están las bases y las categorías.
Antes esta reunión se hacía el 31.08 día del blog como "blog day", ahora lo han sacado como "social day" porque entra facebook, twitter, youtube y blogs por supuesto.
Saludos.
http://socialday.pe/

♥Curly Girl♥ dijo...

amia, que hermoso! los hijos siempre nos hacen reflexionar de toda nuestra vida, y solamente tenemos cabeza para tener una vida mejor por ellos, ya no somos nosotras, sino ellos, y en este caso yo tambien tengo una hija hermosa y realmente te comprendo, sigue adelante porque sé que haces lo mejor y nunca te detendrás en eso!

un abrazote!

:)

Wilber C. Villanueva A. dijo...

Me gusto mucho lo que escribiste, desde que dejaste un comentario en blog te sigo y la verdad es que disfruto mucho lo que escribes, saludos. César Vill (jardindeparpados.blogspot.com)

Asae Nunt dijo...

siempre me pierdo cn eso del blog day. He puesto el botncito en mi blg eh. Mira que te presté atención.

Nuuu tu hija ya es una adlescente...que miedo!!!! no quier que me haga las preguntas existenciales, ni sobre los chicos ni nada... será monja! je

Curly, tener hijos es someterte a una gran reflexión que contiene múltiples reflexiones, ni en sueñs uno deja de pensar en ellss.
Wilber? eres spam? :-S

SILFIDE dijo...

Hermosas líneas mi querida amiga, ojalá el blog permanezca hasta que tu hijita pueda leer esta carta, pero si no, creo que todos los días que pasan juntas, así sean minutos, son suficientes para darse cuenta de todo el amor que le das. Ser madre no es fácil por eso admiro a la mía y a ti también, valientes mujeres excelentes seres humanos. Mencionas que "los hijos nos hacen crecer como personas... y nos hacen descubrir el tipo de seres humanos que podemos llegar a ser". Coincido contigo y ojalá tenga la dicha de experimentarlo.

Abrazos :)

Anónimo dijo...

Exactamente, coincido con mi frase :-)

Gracias por terminar de leer, creí que no muchos llegarían a leerlo todo. Mi hija es toda mi vida y mi vida es toda para mi hija :-D Ya pronto sentirás lo mismo por tus sixtillizos :-D

Besotes amiaaaaaa

(No sé porqué cuando te leo recuerdo nuestra amada U., luego escucho las clásicas arengas : La Villa no se vende, la Villa se defiende!!! / La Villa es del pueblo y no de un partido!" jejeje Grandes años amis)

Asae Nunt

::::::::::::VERBUM SAPIENTI::::::::::::::::::::

::::::ORBIS TEXTUS::::::