23 mayo 2017

No creas...

No creas que no me acuerdo
que aún eres parte de mí,
que tengo tus antepasados y tu ser corriendo por la casa,
que tengo tu sonrisa cada mañana,
tu mirada y gestos en los suyos...

No creas que no me acuerdo de tí,
que no pienso en qué podrido momento nos enamoramos (sí, NOS),
que tu cuerpo y el mío crearon vida
y a pesar de odiarte, espero lo mejor para tí.

No creas, siquiera, que yo volveré a sentir algo por tí
que volveré a desearte
que volveré a pintarte
a escribirte o a besarte.

Entiendo tu juego y tu estúpida lentitud 
no entiendes que soy más inteligente,
más orgullosa y, quizá, más madura
que tú...
Crees que no me cansan tus cuentos de antaño
tus idas y venidas
tus "mañana sí, de veras".

No creas, no creas, en serio, no creas que te creo.


Tan cansada estoy que me duermo con la Bruni, que no es tuya, ni de ellas, ni mía, es de esos momentos como este, en que sólo te sale cantar para no llorar de furia



No hay comentarios.:

Se produjo un error en este gadget.

::::::ORBIS TEXTUS::::::